domingo, 27 de noviembre de 2016

Pizzería La Nonna Balopal saca un punto de su visita al Cuatro Valles



Embutidos Ezequiel Balonmano Cuatro Valles (23): Rodrigo, Álvaro, Víctor (6), Daniel (3), Carlos (4), Mario (1), Sergio, Diego, Pelayo, Daniel, David (3), Daniel (1), Luis María (4), Arkaitz, Javier (1). 
Pizzería La Nonna Balopal (23): Roberto, Iker, Eneko (1), Guillermo, Ruiz (3), Pablo, Álvaro (1), Andrés (3), Ignacio, Rubén (2), Jorge, Jose Manuel, Javier (11), Abel (2). 
Colegiados: Gómez Salamanca y Prieto Merino. Excluyeron a Luis María por el Balonmano Cuatro Valles; y a Eneko, Álvaro y Javier por el Pizzería La Nonna Balopal. 
Incidencias: Encuentro correspondiente a la octava jornada en Segunda Nacional de Castilla y León disputado en el Pabellón Municipal Antonio de Valle de Santa Lucía de Gordón (León) ante 100 espectadores. 


Después de tener el partido muy cuesta arriba al descanso, el Pizzería La Nonna Balopal firmó una excelente segunda mitad para terminar empatando a 23 con el Embutidos Ezequiel Cuatro Valles, manteniendo así su imbatibilidad y el coliderato en una de las pistas más complicadas de la competición. 

La primera parte fue un calvario para los palentinos. El equipo local salió con mucha más intensidad y en un abrir y cerrar de ojos ya tenía una ventaja de tres goles. El Balopal entró frío tanto en ataque como en defensa, chocando una y otra vez contra el muro leonés o contra su portero, que ayudó a consolidar la ventaja de los suyos deteniendo dos lanzamientos de siete metros en los primeros minutos. A la falta de intensidad de la defensa se unieron golpes a destiempo que la mermaron con tres exclusiones en los últimos 15 minutos del periodo, jugando así en una inferioridad que complicaba aún más las cosas. El Balopal entró en modo supervivencia, tratando de salvar los muebles y mantenerse con vida por si en la segunda mitad cambiaba el panorama, y así lo hizo yéndose al descanso con una desventaja de cinco goles, 13-8, que parecía demasiado corta para lo visto en la pista. 

Pero ya desde el primer minuto de la segunda mitad todo cambió. Como al comienzo del partido, un equipo salió muy concentrado e intenso y al otro le pilló desprevenido, solo que en esta ocasión se cambiaron las tornas. Tras un minuto el Balopal ya estaba a tres. Con cinco minutos, la ventaja se reducía a dos. Y antes de cumplirse los diez minutos del segundo tiempo, y pese a que los locales pidieron dos tiempos muertos, el marcador ya estaba en empate. 

La inercia favorecía al Pizzería La Nonna, que llegó a ponerse con dos goles de ventaja y posesión gracias a una subida de nivel general, tanto en ataque como en defensa, y las intervenciones del portero Roberto, pero llegó la reacción de los locales. Los últimos 15 minutos del partido fueron tensos, con continuo intercambio de goles y el empate casi siempre reinando en el marcador. En el último minuto ambos conjuntos tuvieron la posibilidad de romperlo, pero ninguno de los dos lo consiguió, y todo terminó en tablas, con 23-23 y repartiendo un punto a cada contendiente. 

El Pizzería La Nonna Balopal se marchó de Santa Lucía de Gordón con una sensación agridulce por haber tenido en sus manos el partido, pero sabiendo también que acababan de salvar un punto tras una horrenda primera mitad y en una pista muy complicada. El Balopal suma de nuevo, se mantiene invicto después de siete partidos, y en la próxima jornada recibirá a otro de los favoritos, el Balonmano Burgos.





0 comentarios:

Compártelo

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More