martes, 3 de febrero de 2015

Dura derrota para el Restaurante Transilvania Balopal



Restaurante Transilvania Balopal (25): Yeray, Jaime (2), Ricardo (8 ), Daniel, Jesús (9), Miguel (1), Álvaro (2), Javier (2), Daniel (1). 
Balonmano Aranda (26): Jorge, Héctor, Muhammed (7), Hamza (2), Iván (8 ), Galin (3), Raúl, Eduardo, Adil (5), Yassin (1), Imad, Ibrahim, Iván. 
Colegiados: Luengo Sánchez y Clemente Asensio. Expulsaron por tres exclusiones a Jaime y excluyeron también a Jesús y Álvaro por el Restaurante Transilvania Balopal; y descalificaron a Raúl y excluyeron a Muhammed, Hamza, Iván, Galin, Héctor, Asil y Yassin por el Balonmano Aranda. 
Incidencias: Encuentro disputado en el Polideportivo Diego Cosgaya de Palencia ante 60 espectadores. 

El Restaurante Transilvania Balopal sufrió una dura derrota ante el Balonmano Aranda por 25-26 en un encuentro que tenía prácticamente controlado pero que se les escapó en los últimos instantes. 

El Balopal comenzó bien, dominando e imponiendo su ritmo. El ataque arandino era muy poco fluido, lo que permitía a la defensa palentina recuperar balones y salir al contraataque para granjearse las primeras ventajas. En ataque en estático el Transilvania pasaba más apuros, pero gracias al nivel defensivo llegaron al descanso con una renta de cuatro goles, 14 – 10. 

En la segunda mitad parecía que se iba a seguir la misma tónica. El Balonmano Aranda subió un poco su intensidad, pero entonces apareció Yeray en la portería y con varios contraataques el Balopal llegó a distanciarse hasta a siete goles de diferencia. Sin embargo, los arandinos no habían dicho su última palabra, ni mucho menos. A partir del ecuador de la segunda parte el partido se endureció y embarulló, un terreno en el que los visitantes demostraron moverse mucho mejor que los locales. La diferencia se fue reduciendo progresivamente y los nervios atenazaron al Balopal, que perdió numerosos balones que tuvieron goles a la contra como resultado. Una de esas pérdidas catastróficas llegó con el marcador empatado a 10 segundos del final, y el Balonmano Aranda no desaprovechó el regalo y se llevó la victoria por 25-26. 

El Restaurante Transilvania Balopal quedó devastado por la derrota, pero no les quedará más remedio que aprender de situaciones y partidos como estos para continuar su aprendizaje. 

0 comentarios:

Compártelo

Twitter Delicious Facebook Digg Stumbleupon Favorites More